Cuidados del gato bosque de Noruega

gato-bosques-de-noruegaLos gatos de la raza bosque de Noruega son excepcionalmente apreciados entre los amantes de los felinos por su suave y largo pelaje y por su carácter tranquilo y afable, aunque en ocasiones reservado con los desconocidos. Se trata, como todos los felinos de su especie, de animales muy limpios por naturaleza, que requieren unos cuidados mínimos al ser muy independientes. Hay, sin embargo, algunos detalles a tener en cuenta.

Su alimentación debe ser comida especialmente creada para felinos, y de poder ser con suplementos para gatos de pelo largo. Este tipo de animales tienen requisitos nutricionales especiales, como una gran cantidad de fibra y una dieta rica en ácidos grasos omega tres. En la naturaleza son, además, animales estrictamente carnívoros, por lo que es muy recomendable complementar la dieta a base de enlatados de carne procesada específicas para gato. Además, así se aportará al felino un extra de hidratación muy necesario en épocas de verano.

Es también imprescindible cepillar a estos gatos al menos una vez a la semana, y a ser posible con más frecuencia en época de muda. Se trata de animales de pelaje excepcionalmente largo, que no sólo puede descuidarse fácilmente sino que además puede provocarles problemas intestinales si aparecen demasiadas bolas de pelo. En tiendas especializadas venden cepillos que no agreden la piel del animal.

Además, el baño es otra actividad imprescindible para esta raza, cada dos o tres meses de poder ser. Si habita con otros animales en casa o en la calle habrá que desparasitarle regularmente, y cortarle las uñas a ser posible antes del baño. Tras mojarle, es siempre muy importante que quede seco, prestando especial atención a las orejas. El gato bosque de Noruega las tiene grandes y llenas de pelo, por lo que es fácil que se vean parasitadas por pulgas y garrapatas si no les prestamos la suficiente atención.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *